lunes, 28 de diciembre de 2009

Giros argumentales

Llevo días dándole vueltas a la cabeza. Ideando secuencias de una película que podría ser la vida que elegí. Escenas que representan aquello que se supone que llevo esperando toda mi existencia. Las cosas que deseaba, las vivencias que siempre quise experimentar, las personas que soñé conocer. Sucede en mi mente y sucede en la realidad, sólo que con matices algo diferentes. En mi imaginación soy feliz, en la realidad quiero y deseo serlo, pero no estoy segura de si es un fin alacanzable o una cabezonería. En mi imaginación el centro de la atención que quiero atender soy yo, en la realidad cuesta creer que el centro de la atención que quiero atender sea yo. En mi imaginación las palabras están al mismo nivel que los gestos, en la realidad el silencio retumba cuanto más inútil es.
Y en mitad de los pensamientos aparecen giros argumentales que cambian la película. La historia se altera y el mundo, que dejó de girar por ti, vuelve a hacerlo gracias al empeño de querer encontrar lo que es inalcanzable. Quizá haya apostado de nuevo para perder. Pero mi valor sigue en alza.

No hay comentarios: