lunes, 4 de febrero de 2008

A los que vienen y a los que se van

Todo lo que escribo en este Blog es verdad. Es decir, son cosas que siento, que experimento, que pienso y que lamento. Mi egoBlog es un puzzle de piececitas muy pequeñas. Trozos de inspiración momentánea que debo a gente de carne y hueso. Cada una de estas personas ha jugado un papel significativo en determinados tramos de mi vida. Unas han mantenido la categoría de persona relevante más tiempo que otras. Pero también ha habido algunas que han desaparecido en el proceso. Los que se quedan y los que se marchan siempre van a formar parte del grupo de seres que estuvieron en este tiempo de cambio. Todos ellos son los profesores de la escuela de mi vida. Forman parte activa y trascendente de este espacio y son los causantes de que haya vuelto la inspiración a mí en todo su esplendor.

Nunca había disfrutado tanto con la escritura. Y me gustaría agradecérselo a todos ellos. No os voy a nombrar porque merecéis que respete vuestra intimidad. Pero creo que todos sabéis quienes sois. Algunos habéis querido iros, cosa que no me extraña, porque a veces puedo ser muy desconcertante. Pero otros, sorprendentemente, estáis intentando volver. Y eso multiplica mi inspiración. Así que, sea para bien o para mal vuestro regreso, si hay buenos escritos de por medio, valdrá la pena.

Un abrazo a los que vienen y a los que se van. Todos tenéis un trocito de mi corazón agradecido.

No hay comentarios: